Elecciones 503

«No me llegó ningún papel, mi hija me buscó con el DUI por Internet y ahí decía que tenía que participar»

413vistas
Por Nancy Salguero

Rosa Elba Jiménez de, 52 años, se presentó ahora al Tribunal Supremo Electoral (TSE) para justificar su falta de participación en la mesa de votos en las elecciones del próximo 4 de marzo de 2018, a pesar que no llegó ningún citatorio a su casa.

Rosa, residente de Apopa, en San Salvador, viajó durante dos horas para llegar a las instalaciones. Sin conocer, con una nota de instrucciones para llegar a su destino hecha por su hija y  con dificultades para caminar por un accidente que tuvo hace años, Jiménez se presentó «como diera lugar» al TSE.

«A mi no me llegó ningún papel, mi hija me buscó con el DUI por Internet y ahí decía que tenía que participar, yo si pudiera lo hiciera, pero por mi pierna no puedo», dijo Jiménez.

Otra sorteada para las elecciones es Yanira de Portillo de 34 años, quien está bajo tratamiento con diálisis. Con justificación en mano, de Portillo aseguró que no se presentó antes al TSE porque en el Instituto Salvadoreño del Seguro Social (ISSS) se tardaron 15 días para darle la constancia. «Me hago cuatro cambios (tratamiento), no podría participar», comentó.

En la selección también fue escogido Juan Antonio, residente de Coatepeque, en Santa Ana, y explicó que no podrá estar en el proceso electotal porque tiene problemas en la vista.

El TSE estableció que los salvadoreños con citatorio tienen hasta ahora para presentar su renuncia y que de no ser así tendrán que pagar una multa de $28 a $114.

Comparte tu opinión